¡Uh! ¡ah! ¡Chávez no se va! (II)

Una vez más, sigo agradeciendo los comentarios de José Ramón González y David Lerín, con quienes comparto tertulias. Escrito inspirado también en artículos de Salim Ramlani, Ernesto Villegas Polack, Okrim Al Nasal y Carlos Fernández Liria.

Acabaremos con los monopolios, que entregan a unas pocas docenas de familias el control de la economía. Acabaremos con un sistema fiscal puesto al servicio del lucro, y que siempre ha gravado más a los pobres que a los ricos; que ha concentrado el ahorro nacional en manos de los banqueros y su apetito de enriquecimiento. Vamos a nacionalizar el crédito para ponerlo al servicio de la prosperidad nacional y popular. Acabaremos con los latifundios, que siguen condenando a miles de campesinos a la sumisión, a la miseria, impidiendo que el país obtenga de sus tierras todos los alimentos que necesitamos. Una auténtica reforma agraria hará esto posible. Terminaremos con el proceso de desnacionalización, cada vez mayor, de nuestras industrias y fuentes de trabajo, que nos somete a la explotación foránea. Recuperaremos para Chile sus riquezas fundamentales. Vamos a devolver a nuestro pueblo las grandes minas de cobre, de carbón, de hierro, de salitre. Conseguirlo está en nuestras manos, en las manos de quienes ganan su vida con su trabajo y que están hoy en el centro del poder.
Discurso de Salvador Allende en el Estadio Nacional, 5 de noviembre de 1970

La voluntad de Chávez es construir una sociedad más justa, en sus propias palabras “Esa ambición de acumular dinero y bienes de capital es una de las causas de la perdición del ser humano”. Como indica de nuevo Salim Ramlani, desde el acceso al poder del presidente venezolano, se han llevado a cabo reformas sociales que han mejorado cuantitativa y cualitativamente el nivel de vida de la población: Venezuela retomó el control de la empresa nacional petrolera PDVSA y se nacionalizaron los sectores petrolero, eléctrico y telefónico; se redujo el analfabetismo en 2005, se distribuyeron tres millones de hectáreas de tierra entre los campesinos, se universalizó el acceso a la educación y la salud, se operó gratuitamente a cerca de 200.000 personas que sufrían de cataratas y otras enfermedades oculares, se construyeron viviendas en masa para los más necesitados, se subvencionaron los alimentos de primera necesidad en un 40%; aumentó el salario mínimo que se ha convertido en el más elevado de América Latina (286 dólares al mes) y disminuyó el horario laboral de 44 a 36 horas.

Además, Hugo Chávez, ha extendido su mano a las demás naciones latinoamericanas. Actualmente Venezuela ofrece un apoyo financiero más cuantioso al continente que el que proporciona Estados Unidos. Durante el año 2007, Chávez ha dedicado 8.800 millones de dólares en donaciones, financiación y ayuda energética contra los 3.000 millones de la administración Bush.
En segundo lugar, todos estos acontecimientos narrados anteriores nos empujan a la situación actual. Es insólita la polémica mediática internacional, especialmente en Europa, que ha generado el proyecto de reforma constitucional que propuso el presidente venezolano Hugo Chávez el 15 de agosto de 2007. La propuesta preveía modificar 33 de los 350 artículos de la Constitución de 1999, pero los medios de comunicación se centraron principalmente en el artículo 230 y la derogación del límite de los mandatos presidenciales que actualmente constan de dos. En palabras de Salim Ramlani, “la prensa francesa, entre otras, denunció inmediatamente la voluntad de Chávez de permanecer en el poder y criticó la tentación del poder total del presidente que quisiera tomar la posición de líder intocable”. Es una crítica muy contradictoria por parte de la prensa francesa, ya que en Francia el número de legislaturas presidenciales no está limitada constitucionalmente. Aún así, lo que pretende Hugo Chávez es la posibilidad de ser candidato nuevamente, si no sale elegido en las siguientes elecciones, evidentemente no gobernaría. Es decir, que como bien se expone en la Constitución francesa, el actual presidente Nicolas Sarkozy podría gobernar durante los próximos treinta años sin ningún problema si es reelegido. La misma situación se da en España (¿cuántos años ha estado Fraga en la presidencia de la Xunta?), Reino Unido, Alemania, Italia, Portugal y muchos otros países europeos. Sin embargo, este hecho, nunca ha inspirado ninguna crítica por parte de los medios de comunicación, se ha aceptado así. ¿Por qué no puede aceptarse para Venezuela? Siguiendo con palabras de Salim Ramlani: “Los ataques a este respecto exhalan un tufo colonialista inadmisible e ilustran claramente la voluntad de las transnacionales de la información de satanizar a cualquier precio al gobierno democrático y popular del presidente Chávez.”
La propuesta legal de reforma constitucional venezolana, no puede ser adoptada por decreto. Primero la han debatido ampliamente en todo del país. Después ha sido aprobada por los 167 diputados de la Asamblea Nacional, y finalmente, se sometió a un referéndum popular. El pueblo tiene la última palabra. Ninguna reforma podría ser más democrática cuando además, la actual Constitución permite a la oposición participar en el debate y formular propuestas. De hecho, el líder de la oposición, Manuel Rosales, que participó en el golpe de Estado de 2002 contra Chávez, denunció un golpe de Estado constitucional y anunció que se opondría al proyecto reformador.
Sin embargo, los detractores de Chávez se han puesto manos a la obra, están llevando a cabo una campaña virulenta de desprestigio, presentándole como una amenaza para la democracia, utilizando como cómplices a los medios de comunicación de los países europeos, los cuales, sin ruborizarse, desinforman y manipulan la realidad con el beneplácito de la Casa Blanca.
Hugo Chávez, por su parte, apeló a la población con el fin de luchar contra la propaganda de los medios y multiplicar los debates a escala local y nacional en torno al proyecto. También alertó contra los intentos de desestabilización que ha fomentado la oposición, que junto al intento golpista en 2002 se suma un desastroso sabotaje petrolero en diciembre del mismo año. ¿Hay que seguir demostrando que en Venezuela hay división de poderes, libertad de prensa y libertad de expresión? El ejemplo lo tenemos en que una cadena como RCTV, que participó activamente en un golpe de Estado y que se hizo célebre por sus llamadas al magnicidio, no sólo no ha sido prohibida ni su director encarcelado sino que está emitiendo por cable sin problema legal alguno.

Por si hubiera alguna duda, Hugo Chávez lleva a sus espaldas cerca de doce victorias electorales consecutivas desde su primera elección en 1998. Este tercer período presidencial abarcará desde 2007 al 2013.

No obstante, las elecciones presidenciales son cada 6 años, a la mitad de la legislatura se puede convocar un referéndum revocatorio si se consiguen suficientes firmas de la población siguiendo el Art. 72 de la Constitución de Venezuela: “Transcurrida la mitad del período para el cual fue elegido el funcionario o funcionaria, un número no menor del veinte por ciento de los electores o electoras inscritos en la correspondiente circunscripción podrá solicitar la convocatoria de un referéndum para revocar su mandato.”
Este último referéndum se convocó en un plazo de treinta días después de la aprobación del proyecto por parte de la Asamblea Nacional tras tres meses de debates.
Significativamente, los medios, no airearon el resto de las reformas propuestas. Además de la anulación de la limitación de los mandatos que pasarán de seis a siete años, estaba previsto establecer un “fondo de estabilidad social” que garantiza a los trabajadores “los derechos fundamentales como jubilaciones, pensiones, vacaciones, permisos prenatal y postnatal y otros que establezcan las leyes”. La duración diaria del trabajo se limitaría a seis horas, es decir, un total de 36 horas semanales; se hubiera prohibido a los patronos, desde entonces, obligar a sus asalariados a trabajar horas extras.
Entre otras cosas, se suprimiría la autonomía del Banco Central con el fin de permitir la aplicación de subvenciones a los programas sociales, se proponía la multiplicación de consejos comunales que desempeñarían un papel directo en la toma de decisión para promover una democracia más participativa. Se crearían otro tipo de propiedades en forma de cooperativas, sin erradicar la propiedad privada. Las tierras no productivas se distribuirían entre los campesinos. La reforma prohibía la existencia de cualquier tipo de monopolio. “El Estado se reserva, por razones de soberanía, desarrollo e interés nacional, la actividad de explotación de los hidrocarburos líquidos, sólidos y gaseosos”. Así, no será posible privatizar los recursos naturales de la nación. Todas estas reformas han sido censuradas o, al menos, ninguneadas por los medios.
El resultado de la última consulta sobre la reforma de la Constitución acaecida hace unos días fue de un 50,7% para el NO y un 49,29% para el SI.
Carlos Fernández Liria utilizaba en uno de sus artículos las palabras del Presidente: “Ahora, el “caudillo” Chávez, el “dictador” que ha concentrado en sus manos un “poder absoluto” (El País, 3-12-2007), ha afrontado la derrota de la Reforma con estas palabras: “Ahora los venezolanos y venezolanas debemos confiar en nuestras instituciones. A quienes votaron por mi propuesta y a quienes votaron contra mi propuesta, les agradezco y les felicito porque han comprobado que este es el camino. Sepan administrar su victoria, mírenla bien matemáticamente. No es que se la doy, ustedes se la han ganado. Ojalá se olviden para siempre de los saltos al vacío, de los caminos de la violencia, de la desestabilización”.
Ante la pregunta que se hacían los media sobre si Chávez aceptaría el resultado, parece ya contestada con sus declaraciones. Aún así, siguiendo el análisis de Fernández Liria, la pregunta ahora se vuelca hacia los medios de comunicación españoles, si aceptarán que Chávez la haya aceptado. “Si reconocerán que todas las mentiras y más mentiras que durante años han soltado respecto de la ausencia de democracia en Venezuela no tenían fundamento. Si reconocerán ahora, cuando menos, que el sistema electrónico de contar votos era legítimo. Si aceptarán y respetarán de una vez por todas ahora –nunca es demasiado tarde– el resultado de las anteriores consultas electorales, en las que Chávez obtuvo la victoria y si, por lo tanto, dejarán de alentar desde Europa a la oposición golpista venezolana.”
Después de todo, parece que las personas que estamos a favor de las políticas que lleva a cabo Chávez en Venezuela tenemos que estar constantemente en actitud defensiva y recordando que se deben respetar los resultados electorales y admitir que Chávez es el presidente legítimo electo por el pueblo venezolano; recordar una vez más que el conteo de votos ha sido legitimado por todos los observadores internacionales.
Por todos estos motivos, no es raro que el presidente venezolano se haya convertido en uno de los líderes más populares del mundo. Como bien dice mi amigo Lerín: “¿No os dais cuenta de que Chávez está haciendo visibles a los olvidados, creando cultura, educación, sanidad para “los que no existían”? En VENEZUELA hay 3 clases sociales: 80% de pobres, 15% de clase media y 5% de clase rica con bañeras de oro y que va a cortarse el pelo y de compras a Miami. Chávez es la voz de ese pueblo pobre que ha estado oprimido y está rabioso y esperanzado porque por fin hay uno de los suyos en el poder. ¿No sabéis cuál es vuestro lugar? ¿De qué lado estáis?”

Como anunciaba Okrim Al Nasal en uno de sus artículos publicados en Rebelión, haciendo referencia al personaje escogido recientemente por el diario El Mundo como Enemigo del Año que “Hugo Chávez ha sido designado como el Enemigo del Año por encarnar un populismo que ha tenido un efecto contagio en el continente americano. Marcado también por su enfrentamiento con el Rey -que dejó para la posteridad el mítico “¿Por qué no te callas?”-, se aferra al sillón presidencial a pesar del revés sufrido en el referéndum constitucional que planteó él mismo. Destacados periodistas venezolanos firmarán artículos de opinión en el suplemento dedicado al líder venezolano.” Respecto a este tema, comentaba D. Lerín que “Chávez tiene razón en exigir rectificación por la falta de respeto (mandándole callar tuteándole) con la que le trato el rey de España (no votado democráticamente). Los medios de comunicación de España están tan acostumbrados a tener a los líderes latinoamericanos como corderitos que les extraña cuando hay un líder que muestra dignidad y dice lo que el 70 % del pueblo venezolano defiende. Si exigimos respeto, primero habrá que mostrarlo nosotros… No olvidemos que AZNAR Y TODOS LOS MEDIOS DE COMUNICACION ESPAÑOLES APOYARON EL GOLPE DE ESTADO (todavía guardo el editorial del EL PAIS, apoyando el golpe contra Chávez).”
Y sigue en su artículo Okrim Al Nasal: “El Mundo “justifica” su elección como Enemigo del Año en el “populismo” de Chávez y su “enfrentamiento con el Rey”. Además, como afirma el texto, ya que Chávez ha “contagiado” su “populismo” a otros presidentes en el continente, es de esperar que Evo Morales, Daniel Ortega, Rafael Correa y otros presidentes -todos elegidos democráticamente- sean a su vez enemigos de El Mundo.”

Para las grandes potencias mundiales, Hugo Chávez es un ejemplo peligroso, es un líder que rechaza su tutela y cuestiona la hegemonía demoledora de las superpotencias neoliberales. Chávez ha dado protagonismo al pueblo como actor en la vida del país y le ha devuelto la esperanza. A los demás nos motiva para seguir batallando social y dialécticamente por nuestros valores de igualdad, libertad y justicia social.

Anuncios

Un comentario el “¡Uh! ¡ah! ¡Chávez no se va! (II)

  1. Pues nada, ya tenemos Robin Hood, roba a los ricos ladrones para dárselo a los pobres; al fin y al cabo Chavez hizo carrera, la militar, por supuesto.La concepción de estados como unidades económicas que pueden resolver sus problemas (también los económicos) es tan vieja como el mundo, común para el comunismo y para el nacionalsocialismo, con idénticos resultados negativos: Al final la única industria potenciada y rentable era la militar (he dicho militar dos veces en el mismo comentario, vaya miedo).

Han dejado su huella

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s